Un niño habanero deslumbra a lo alto de la Zona Rayo Activa en los días de la Bienal

Un niño habanero deslumbra a lo alto de la Zona Rayo Activa en los días de la Bienal

Un niño habanero deslumbra a lo alto de la Zona Rayo Activa en los días de la Bienal

  02 mayo 2019   IPS Cuba

La Zona Rayo Activa, en el Barrio Chino, anima a creer en un mundo mejor en los días de la XIII Bienal habanera. El artista francés de la fotografía y el graffiti JR muestra en un monumental mural la imagen de un niño residente en el vecindario.

La "zona" de interacción sociocultural Rayo Activa se apropia de nuevas voluntades y vocaciones en el coloquio entre arte y responsabilidad social, gracias a la imagen de un pequeño infante habanero. Así la explanada, cerca del Barrio Chino, gana espacio por estos días de las actividades de la XIII Bienal de La Habana, la gran fiesta de artistas cubanos, extranjeros y públicos que acontece cada dos años en la capital cubana y varias ciudades de esa isla.

El artista francés del grafiti y la fotografía JR, quien se abrió mundo en la fama, con sus fotos y murales atrevidos, reconfiguró en un mural de grandes dimensiones en un área deportiva de Zona Rayo Activa, el retrato de un niño del vecindario del Barrio Chino. En ese mismo sitio se levanta la galería a la que convergen proyectos y defensores de la utilidad del arte desde el año 2015.

En el trueque de lo sucio y lo marginal en artístico y lúdico, la obra de arte urbano que ilustra la inocencia y los sueños infantiles, se levanta a una altura tal que alcanza a la vista de cualquier visitante de la barriada. La imagen del pequeño escogido por el muralista galo provee de nuevas luces a la zona que ya se afana en consolidarse como plaza para la confluencia de proyectos ciudadanos y emprendimientos responsables en este antiguo solar, hoy espacio comunitario.

En la ubicación que le da nombre a la zona, en la calle Rayo # 106, entre Zanja y Dragones, en el capitalino municipio de Centro Habana, las obras de arte afianzan la huella de la XIII Bienal de La Habana. El espacio ha deleitado a habaneros, turistas y cineastas quienes han tomado el céntrico escenario para la filmación de documentales sobre la villa capitalina, que celebrará su medio milenio el próximo 16 de noviembre.

Zona Rayo Activa era antiguamente un lugar yermo olvidado en la cercanía del barrio donde radicó un comercio en la génesis arquitectónica de la ciudad colonial y luego un basurero emergido del abandono social y el vertimiento de basura.

Hace casi cinco años el sitio, otorgado a la galería italiana Arte Continua y el proyecto sociocultural Tercer Paraíso, acoge diferentes eventos auspiciados por organizaciones no gubernamentales y representaciones cubanas de las Naciones Unidas con la condición de estimular la conciencia, la espiritualidad y el humanismo en la relación hombre-comunidad.

Recientemente y previo a la Bienal acudió a la Rayo Activa un grupo de emprendimientos, activistas e instituciones con perfiles y modalidades diversas pero con el común denominador de promover una cultura medioambiental, la equidad e inclusión.

Labró la apertura de la zona, a los aires de la Bienal como espacio de interacción sociocultural, la promoción de los tattoo con el estudio de arte corporal La Marca, la tienda de diseño Clandestina, el grupo de Protección de Animales de la Ciudad (PAC), el emprendimiento familiar Ciclo de Ecopapel, que produce artesanías a partir del reciclaje del papel con herramientas domésticas, y el proyecto El otro estudio. El espacio de PAC con la expoventa de mascotas fue uno de los establecimientos más concurridos.

Laura Salas, representante del proyecto en la isla caribeña destaca que:

"Lo valioso de la presencia de Arte Continua y Tercer Paraíso en Cuba es que no se circunscribe a un encuentro, trabajamos todo el año. La Bienal fue cómo llegamos aquí, pero no hemos parado desde entonces."

Desde su llegada a Cuba el proyecto de la Embajada del Rebirth/Tercer Paraíso en Cuba, liderado por el artista italiano Michelangelo Pistoletto, en la Zona Rayo Activa denota un impacto ambiental notable como plataforma para la convergencia de iniciativas que persiguen la transformación social desde la creatividad y el arte. Tercer Paraíso, que defiende la concertación y el concepto de equilibrio entre el hombre, la naturaleza y la ciencia, ensancha conexiones a favor de la labor creadora de artistas en diferentes naciones.

Hoy deslumbra la Zona Rayo Activa el mural de un niño habanero que es noticia en la Bienal, en su trece edición con miradas a lo moral, ético y polémico del arte contemporáneo mundial en avenidas y espacios abiertos de la hermosa capital cubana.

; ;