Río Cauto, postales del Oriente Cubano

Río Cauto, postales del Oriente Cubano

Del modo en que el Nilo enorgullece y nutre a los habitantes del continente africano, el Amazonas a Sudamérica, el Ebro, el Guadalquivir y el Duero a los españoles, el Cauto enaltece a los cubanos con su presencia. Y es que la isla caribeña se siente bendecida por contar con un río como ese, que a lo largo de su curso baña a cuatro de las cinco provincias que conforman la región oriental del país.

Su nacimiento tiene lugar en una finca que, bautizada como "La Fortuna", resulta verdaderamente dichosa por emanar la corriente inicial de esta gran serpiente de agua, como le han llamado muchos al Cauto. La Fortuna se localiza en la región conocida como La Estrella, en la porción de la Sierra Maestra que pertenece al territorio de Santiago de Cuba.

Vista de la abundante vegetacion en las riveras del Rio Cauto

Entre esas históricas y majestuosas montañas inicia el Cauto su recorrido, para luego adentrarse en un hermoso valle verde, tal y como lo describió en 1852 Carlos Manuel de Céspedes, iniciador de las luchas independentistas y "Padre de la Patria", en la primera estrofa del soneto que le inspirara el exuberante raudal:

"Naces, ¡oh, Cauto! en empinadas lomas,
bello desciendes por el valle ufano,
saltas y bulles juguetón, lozano,
peinando lirios y regando aromas."

Importancia y rescate

Banco de arena en uno de los meandros del Rio Cauto

El río Toa, en la provincia de Guantánamo, es el más caudaloso de Cuba. Sin embargo, aunque el Cauto recorre 343 kilómetros, se considera el segundo torrente más opulento, un poco más apacible. En su cuenca habita más de un millón de personas, que aprovechan las virtudes de sus aguas para engrandecer la producción. Esta se orienta fundamentalmente hacia sectores como la agricultura, la actividad pecuaria y la forestal.

No obstante, la existencia en la zona de un número considerable de industrias y la deforestación excesiva, han traído como consecuencia que desde 1996 se impulse una estrategia de saneamiento del cauce por parte de los gobiernos locales, debido a la presencia de situaciones altamente perjudiciales como la salinización, que también podrían repercutir en sus cinco afluentes y varios arroyos.

Turistas prueba el agua del Rio Cauto durante un paseo en bote

Esta labor ininterrumpida ha devuelto al Cauto una vitalidad sorprendente. La siembra de árboles maderables o frutales en las zonas aledañas a la rivera, las tácticas para purificar los suelos, la disminución de agentes contaminantes del agua y las acciones de educación ambiental dirigidas a los habitantes para concientizarlos en el cuidado y la protección de la riqueza natural, respaldan la importancia que Cuba le concede a la preservación del patrimonio acuífero.

Ligado a la historia

Agua azul del Rio Cauto, al fondo las colinas del Oriente Cubano

Cuentan que el cauce del Cauto registra numerosos sitios arqueológicos, debido a la presencia de asentamientos indígenas en el territorio, durante la época precolombina. En cuevas cercanas se han encontrado evidencias de ritos funerarios, así como representaciones de deidades veneradas por los primeros habitantes de la Isla.

Con el paso del tiempo, y la posterior extinción de la población originaria luego de la conquista española, por el Cauto navegaron piratas, traficantes de mercancías y esclavos. Se dice que hacia el siglo XVI alcanzó fama por ser el río idóneo para la actividad contrabandista en el Caribe.

Chico cubano se refresca en las aguas del Rio Cauto

Durante los siglos XVII, XVIII y XIX, desde el poblado de Cauto Embarcadero, perteneciente hoy al municipio de Manzanillo en la provincia de Granma, se abastecía de víveres y artículos de primera necesidad a la entonces Villa de San Salvador de Bayamo.

El Cauto también sirvió para transportar alimentos a los mambises durante las guerras de independencia que comenzaron a librarse en la decimonónica centuria y, en sitios próximos a su delta, tuvieron lugar numerosas batallas como la de "El Saladillo".

Tiñosas, aves tipicas de Cuba en el Rio Cauto

Su protagonismo durante la etapa guerrillera también fue singular. A los comandantes Che Guevara y Camilo Cienfuegos correspondió llevar la invasión de oriente a occidente. Algunas zonas alrededor del Cauto y su valle fueron escenarios de batallas y tránsitos furtivos, decisivos para el cumplimiento de las misiones militares que a la postre llevaron a la victoria de los "barbudos".

Impresionantes paisajes

Turistas nadan en las aguas del Rio Cauto

Un paseo por el río Cauto puede devenir en experiencia digna de recordar durante toda la vida. Y es que ese torrente ofrece espléndidos paisajes a lo largo y ancho de su trayecto. Si bien a su paso por la Sierra Maestra forma cascadas naturales, algunas de ellas idóneas para tomar un baño refrescante, después serpentea juguetona y caprichosamente cuando se adentra en la llanura.

En este tramo sólo 100 kilómetros del Cauto son navegables. En ocasiones llega a ser tan ancho que pareciera abrirse al mar, pero luego vuelve a estrecharse en un cambio de forma permanente que parece interminable. Sin embargo, también coexisten a lo largo del río intervalos cenagosos, canales, lagunas, manglares y bosques anegados.

Turista practica paddle-baording en las aguas del Rio Cauto

Le rodea una vegetación virgen y exuberante. Es evidente la presencia de una fauna diversa y atractiva, donde figuran ejemplares de cocodrilo americano, mamíferos acuáticos en peligro de extinción como los manatíes, además de flamencos, pelícanos, jutías, gavilanes, entre otros. El paisaje es ideal para tomar fotografías, y algunas áreas poco profundas y seguras invitan al baño.

Si se visitan parajes como "El Mango", usted podrá observar infinidad de aves o visitar sitios arqueológicos, transportado en canoas inspiradas en aquellos medios de transporte fluvial y marítimo que usaban los llamados "indios", los primeros pobladores cubanos. De igual modo, en la Laguna de Leonero se practica la pesca de la trucha, en excitante competencia que premia a quien capture la más grande.

Las mansas aguas del rio le dieron su nombre

Pero si desea ser partícipe de hermosos amaneceres o atardeceres en las aguas de esta rivera, el municipio granmense de Río Cauto ofrece el Coto Internacional de Caza y Pesca de Viramas, un destino que potencia el contacto con la naturaleza y cuenta con una villa para el hospedaje con 20 habitaciones disponibles.

Se trata de una opción poco explotada en nuestros días, que garantiza al visitante el disfrute de un sitio tranquilo, apartado, donde además de desarrollar actividades como la pesca y la caza controlada en la espesura que le rodea, podrá interactuar con la comunidad para conocer de cerca las costumbres de los lugareños alrededor del río, contradictoriamente escasos de agua potable, su cultura resultante, así como el nivel de compromiso que tienen con la preservación y el cuidado del Cauto.

El río Cauto, sinónimo de vida

Bote solitario en las aguas del Rio Cauto al fondo la verde vegetacion de sus riveras

Desde noviembre de 2002, el Cauto de Cuba figura en la lista de humedales con gran importancia a nivel mundial, como lo define el convenio Ramsar. Así, el Cauto constituye un área protegida que resguarda el medio ambiente e involucra a sus habitantes en esa labor polémica y esencial.

El río Cauto es el más extenso de la Isla. Nace en Santiago de Cuba, atraviesa Holguín, Las Tunas y Granma, hasta el Golfo de Guacanayabo. Realzado por su belleza, el Cauto ha inspirado historias y poemas. En su cuenca habita más de un millón de personas.

arantxa Arantxa

;