La Habana en la música de los Van Van

La Habana en la música de los Van Van

La música popular bailable cubana ha paseado su ritmo inconfundible por los más recónditos lugares del planeta. Así, orquestas como la de Benny Moré y La Aragón, marcaron pauta con sus interpretaciones y prestancia escénica.

Muchas otras le cantaron a La Habana, a esa capital que resiste el paso de los años, y que tanto se le añora desde la distancia. Los Van Van, una de las orquestas emblemáticas de Cuba y de gran reconocimiento internacional, también le ha dedicado composiciones inolvidables a su capital. Casi al cumplir 500 años de fundada, la Ciudad Maravilla, sigue siendo el lugar preferido por Los Van Van y fuente de inspiración vital.

El sonido Van Van

Locomotora con el nombre Van Van y la firma de Juan Formell

A finales de la década de los sesenta del siglo XX, el destacado bajista y compositor Juan Formell, crea lo que se conoce en la actualidad como "El tren de la música popular bailable cubana". Se trata nada más y nada menos que la multipremiada orquesta Los Van Van.

Desde sus inicios Formell apuesta por una sonoridad diferente en la ejecución de sus instrumentos. Tal es así que cada sección se distingue por las orquestaciones contemporáneas y la limpieza de la ejecución.

Pero también se destaca por dotar al público de un nuevo género conocido como "songo". Sus letras y armonía, resaltan por el empleo de la picaresca, el costumbrismo y la ironía.

Turistas bailando ritmos cubanos

Rápidamente Los Van Van se convierten en cronistas de la realidad y la música de la Mayor de las Antillas alcanzó una amplia difusión en el mundo. Considerados referentes obligados de la cultura cubana, son reconocidos en el orbe como los "Rolling Stones de la salsa".

Los temas de sus canciones son muy diversos y prenden rápidamente en sus fans. No por gusto se mantienen en la preferencia del público de varias generaciones. Pero veamos algunos de los temas dedicados a La Habana, un punto reiterativo en sus páginas musicales.

  • La Habana sí

    Rueda de casino, de la academia de baile La Casona del Son, en un espacio publico de la Habana

    La preocupación por el cuidado de La Habana está presente en una de sus propuestas musicales de la década de los ochenta. Un verdadero éxito que da título a uno de sus discos: La Habana sí.

    La Habana tiene ganas,
    ganas de que la cuiden,
    que se pongan para ella
    La Habana quiere ser la capital más bella
    de América Latina,
    de América Latina.

    La Habana sí,
    La Habana tiene un pueblo
    un pueblo que ya trabaja en la remodelación.
    La Habana entera quiere ser la capital más bella de América Latina,
    de América Latina.

    Y es que la capital cubana, con su encanto colonial y la alegría característica de su gente, ha inspirado el quehacer de muchas personas. Músicos, poetas, novelistas, pintores y artesanos, vuelcan gran parte de su obra sobre una ciudad clave en la historia del Caribe.

    Precisamente, Los Van Van, apuestan por tenerla presente en sus composiciones, pero la traen a la actualidad, cargada de ritmo y cubanía. Peculiaridades que destila, por doquier, la séptima villa fundada por los colonizadores españoles.

  • Havana City

    Un almendron circulando por La Habana

    Esta es otra de las composiciones donde la agrupación alude a su querida ciudad, sitio preferido por viajeros que visitan el Caribe; emblemático lugar donde los extranjeros desandan sus calles a pie o prefieren pasear en los famosos "almendrones".

    Cualquiera, en la Havana
    Tiene un amigo llamado José
    Que seguro que está alquilando
    Su Chevrolet del '53 (...)

    Y nadie sabe cómo esa gente
    Sin saber inglés y un tín de español
    Esta frase que está pega'
    Se les ocurrió
    Qué barbaridad

    Si quieres vivir un mar
    De aventuras
    Ven aquí a mi Havana
    CORO: Havana City, Havana crazy
    Welcome to the capital!

    En esa página musical cautivan, nuevamente, a sus seguidores con la dosis de humor que caracteriza a muchas de sus entregas y, hacen bailar, con su contagiosa y característica sonoridad, al más quieto de los seres humanos.

    Juan Formell se convierte, una vez más, en relator de su vida y la de sus coterráneos, en asociación perfecta de sensibilidad y picardía. Así su música se transmuta en un espejo de la ciudad, un reflejo que pretende mostrarla tal y como es, aderezada con el sonido inconfundible de su mejor fotógrafo.

  • La Habana no aguanta más

    Turistas y locales se divierten con la musica de una agrupacion callejera

    Imaginativa composición que los habaneros tararearon en innumerables ocasiones y que hoy día, a pesar de haberse escrito en décadas pasadas, acuden a su estribillo, cuando a la capital cubana continúan llegando moradores de otras provincias de la isla:

    Con cuidado mi familia
    Que la Habana no aguanta más
    Mis parientes vamos a ser consiente
    Que la Habana no aguanta más
    Qué problema me voy a buscar si viene mi hermana Pastora
    Que la Habana no aguanta más
    Con sus seis "vejigos" que son candela
    Que la Habana no aguanta más

    Sin embargo, aquí en mi casa se me quieren colar
    Que la Habana no aguanta más
    Y además de todo eso mi mujer quiere tener otro negrito
    Que la Habana no aguanta más.

    Unas veces desde el humor, como en el caso de "La Habana no aguanta más" y "Havana City", y, otras desde la preocupación y cuidado de su bella ciudad, como sucede en "La Habana sí", la capital de la Perla de las Antillas es motivo recurrente en las composiciones de Los Van Van. Ambas vertientes no se limitan a la mera contemplación del entorno, sino que llevan implícitas reflexiones que el artista pretende despertar en el bailador. Esa conjugación entre disfrute y meditación constituyen grandes méritos para Juan Formell, pocas veces logrados desde la música popular bailable.

En cualquier lugar de La Habana

Bailadores se divierten en el Festival de la Música

Los éxitos musicales de Los Van Van están presentes en cuanta fiesta se haga en Cuba, pero, si se trata de La Habana, más todavía. No hay una celebración festiva, inclúyase las de Fin de Año, en que no se escuche el sonido inconfundible de esa agrupación.

Los niños bailan con su música, la que disfrutan también en las interpretaciones de los integrantes del proyecto infantil La Colmenita. Y los que ya peinan algunas canas los recuerdan en la película "Los pájaros tirándole a la escopeta", una comedia cuya banda sonora, cargada de humorismo criollo, es interpretada por el afamado grupo.

Director del filme cubano Los Pajaros Tirandole a la Escopeta posa junto al poster de la pelicula

Con innumerables reconocimientos, entre los que figura un Grammy Latino al mejor álbum de música salsa en el año 2000, Van Van mantiene el sello de su fundador, ya fallecido, cuyo legado lleva hacia adelante su hijo, Samuel Formell, su actual director.

Un regalo inestimable

Chica posa para la foto desde un balcón de La Habana

Hoy a La Habana, engalanada más que nunca, le siguen cantando baladistas, trovadores y soneros. Hoy, voces de Cuba y de varias partes del orbe, vuelven a dedicarle esas creaciones musicales. Un regalo inestimable cuando ya está a punto de cumplir sus primeros 500 años.

0 Comentario
Agrega un comentario
 

A La Habana le han cantado cubanos y extranjeros. Inolvidables canciones engalanan a la capital caribeña. Pero si de música, con ritmo y sabrosura, se trata, Los Van Van, ha regalado a la centenaria ciudad algunos de sus más sonados éxitos...

Arantxa

; ;