Un paraíso de sol, mar y montañas: las playas del Oriente cubano

Un paraíso de sol, mar y montañas: las playas del Oriente cubano
Comentar

Cuba es uno de los destinos de sol y playas más importantes del Caribe. Muchos prefieren la arena blanca, fina y las aguas cálidas del litoral Oriental cubano. Sin embargo, para algunos la parte Occidental y Central de Cuba es la privilegiada en cuanto a playas y cayos. La internacional playa de Varadero o los Cayos Santamaría y Cayo Coco, a veces eclipsan la atención de aquellos que llegan hasta allí, para disfrutar de un momento de relax y de placer.

Conozca las mejores Playas de Oriente

La zona Oriental también cuenta con playas y redes hoteleras de primer nivel, que nada tienen que envidiarle al resto de estos destinos. Ese es el caso de la Playa Guardalavaca y Cayo Saetía, en Holguín, y la Playa Baracoa, en Guantánamo.

Playa Guardalavaca

Turistas caminan por la arena de la Playa de Guardalavaca en Holguin

Es uno de los paraísos naturales cubanos, con una de las playas de aguas más cristalinas del país, con 1,200 metros de largo en forma de concha. Desde la llegada de Cristobal Colón a esa zona de la isla, se percató de sus maravillas. Por eso hoy en la playa se exhibe una estatua del conquistador que creyó siempre en la belleza de la región. Cuenta la leyenda que el nombre de Guardalavaca se debe a que sus habitantes, durante la colonia, escondían sus reses del ataque de corsarios y piratas.

Lo más interesante de esa playa es su interacción con una naturaleza abrumadora, con un relieve montañoso y caminos curvos, ideales para montar a caballo y el senderismo. En esa hermosa zona, considerada uno de los principales centros arqueológicos de Cuba, se localizan áreas conservadas como el Cerro de Yaguajay de Banes, la Silla de Jibara y Los Portales, accesibles a través de las diferentes rutas que allí se ofertan.

La Arena se funde con el azul del mar, al fondo turistas disfrutan del mar

Para quienes disfrutan del mundo marítimo, del buceo y el snorkeling, pueden alquilar el material y el guía para realizar un recorrido por sitios de interés espeleológico como la Boca de las Esponjas, el Salto y el Cañón de los Aguajíes. Este balneario cuenta con una gran barrera coralina, impresionante por su variedad de especies y colores.

Un detalle que puede animarle para viajar en diciembre hasta allí es la celebración en la playa del Festival Luna Llena. Es un evento donde se reúnen diversos artistas cubanos y extranjeros, exponentes del género pop - fusión. Se convierte entonces en una gran fiesta donde música, sol y la playa se combinan para pasar un día alegre y dinámico.

Bote de recreo anclado en la playa, turista hace snorkelling, al fondo bobcats

Guardalavaca es el destino preferido entre las playas orientales y el tercero del país. Además, su visita incita el acercamiento a otros lugares de interés en Holguín como el Chorro de Maíta, el Museo Arqueológico y la ciudad de Gibara, con su encantador pueblo pesquero.

Playa Baracoa

Botes de pescadores en Playa Baracoa

En Baracoa radicó la primera villa de Cuba en 1511, nombrada la Villa de Nuestra Señora de la Asunción de Baracoa. Fue la capital del país antillano durante mucho tiempo. Sus riquezas naturales y forestales embellecen el paisaje marítimo, como es el caso de la Playa Baracoa.

Muchacho de Baracoa corre hacia las olas en la Playa Baracoa

Ese destino se caracteriza por su tranquilidad y sus cálidas aguas. Además de la gran variedad de vegetación, en esa playa puede observar diferentes especies de moluscos y peces de colores.

Vista de botes y personas en las aguas de la Playa Baracoa, al fondo la colinas cubiertas de vegetacion

Quizás el mayor atractivo que los visitantes encuentran en ella es que no hay grandes aglomeraciones de personas como en otras playas. Algunos de los habitantes de la zona la escogen para pasar las tardes en sosiego. Hay sitios donde degustar buena comida criolla, además de una red hotelera a su alrededor y en el pueblo de Baracoa para todos los gustos y preferencias. Es ideal entonces para las parejas, ideal para pasar un rato agradable y relajar del estrés cotidiano.

Cayo Saetía

Vista aerea de la playa y muelle de Cato Saetia

En la provincia de Holguín, cerca de la Bahía de Nipe, se encuentra otros de los reservorios naturales más importantes del país. Cayo Saetía es un destino perfecto para alejarse del mundo. Todo conspira a su favor. Sus aguas color turquesa embriagan unido a una gran vegetación con frondosos árboles dando la impresión de estar en una isla desierta.

En sus alrededores se encuentra el Parque Nacional Cayo Saetía que alberga especies exóticas de todo tipo como el búfalo, el venado, antílopes, cebras, avestruces y puercos jíbaros. Su recorrido libre está prohibido pero puede alquilar un jeep para recorrer sus inmediaciones.

Playa de Cayo Saetia, al fondo la vegetacion virgen de la isla

Se le considera una zona virgen y reserva ecológica de diferentes especies en peligro de extinción. La playa tiene 8 km y cuenta con una barrera coralina que refugia a una gran variedad de peces, una zona excelente para el buceo. Para llegar hasta el cayo es necesario tomar un catamarán que hace un viaje de alrededor de una hora.

Muelle y ranchon de Cayo Saetia

Ya en la playa, hay un ranchón que oferta un variado menú de comida cubana y refrescantes cocteles. Si lo prefiere puede hospedarse en la Villa Cayo Saetía, donde sentirá que convive directamente con la naturaleza. Sus cabañas y habitaciones se ubican en el medio del bosque, rodeado de aves, animales y plantas. Esta combinación entre el mar y la montaña convierten a este cayo en un lugar único de su tipo en Cuba.

Un momento para el relax y el sosiego bajo el sol

Las playas del Oriente cubano han cautivado a muchos visitantes que incluso repiten su estancia en ellos. Cada uno de esos balnearios se entremezcla a las exuberancias de la flora y la fauna para complementar sus atractivos. Si desea sentirse en otra geografía, alejado del acelerado mundo cotidiano y en contacto directo con la naturaleza, llegue hasta las playas del Oriente de Cuba, un verdadero paraíso de sol, mar y montañas.

0 Comentario
Agrega un comentario
 

Las playas del Oriente cubano deleitan los sentidos de sus visitantes. La combinación naturaleza y mar permite al viajero relajarse y disfrutar de la variedad de plantas y animales que allí viven. Acérquese entonces a esos balnearios orientales.

arantxa Arantxa