Monumentos de La Habana: Cervantes

Monumentos de La Habana: Cervantes
Comentar

Corría el año 1908 cuando se erigió en La Habana una estatua dedicada al célebre autor de El ingenioso Hidalgo Don Quijote de La Mancha, el escritor español Miguel de Cervantes y Saavedra (1547-1616). Fue la primera en Latinoamérica.

Quizás a nadie le sorprenda este hecho, pero lo cierto es que eran muy pocos los monumentos existentes por aquellos tiempos en la ciudad y estaban consagrados a relevantes figuras nacionales como José Martí, Héroe Nacional de Cuba, o Francisco de Albear, creador del complejo acueducto de La Habana.

Detalles de la cara de la estatua de Cervantes en La Habana Vieja

Una estatua entonces para Cervantes y apenas diez años después de finalizada la ocupación española en Cuba. En tal contexto pudo ser motivo de asombro, reflejo del gusto de los cubanos por el arte y muestra irrefutable del reconocimiento que se le atribuía al maestro universal de la literatura en idioma español.

Cervantes en La Habana Vieja

La primera estatua de Cervantes en La Habana puede verse aún, más de cien años después de su inauguración, en un parque del sector más antiguo y patrimonial, en las inmediaciones de las calles San Juan de Dios y Empedrado. Fue creada por el escultor italiano Carlo Nicoli, con mármol blanco de las canteras de Carrara. Se erige sobre un pedestal cuadrangular, emplazado sobre una pequeña plataforma escalonada.

Inscripcion y dedicatoria de la primera estatua de Cervantes en La Habana

De estilo moderno, resalta el realismo de la pieza y su expresividad, con formas fluidas y armónicas que dan sensación de movimiento. Muestra al novelista vistiendo las ropas de la época, con gorguera, tal como puede vérsele en los retratos que lo mantienen vivo en el presente. Se halla sentado en una silla estilo renacentista. Sostiene unos pliegos en la mano izquierda y reflexiona antes de continuar con su escritura.

A ratos, parece que mira a la ciudad y busca inspiración en sus calles para una nueva aventura. ¿Quién sabe si algún habanero hubiera servido de motivación para crear un personaje a la altura de Don Quijote o de Sancho Panza? Un Don Quijote caribeño no sería mala idea.

Homenaje perdurable

Estatua de Cervantes de Carlo Nicoli en San Juan de Dios y Empedrado

Según se cuenta, fue el periodista Aureliano Ramos quien en el año 1905 le propuso al gobierno provincial de La Habana realizar este homenaje. Mediante suscripción pública y con un costo de cinco mil pesos, el primero de noviembre, tres años después, quedaría develada. Dicen que algunos se preguntaron por qué dedicarle la estatua al escritor, en vez de a un general mambí de las guerras independentistas. Sin embargo, los historiadores aseguran que muy pronto se desvanecieron los recelos y la aparición del monumento fue un acontecimiento de júbilo popular.

Se colocó en el mismo parque donde aún podemos encontrarlo, para dar vivacidad al entorno sin mobiliario alguno en aquella época. En la actualidad, con el objetivo de hacer perdurar el agasajo y mantener vigente el legado de Cervantes entre las nuevas generaciones, cada cierto tiempo recibe labores de restauración por parte de la Oficina del Historiador de la Ciudad.

Vista del monumento a Miguel de Cervantes y Saavedra, al fondo edificios de La Habana Vieja

Cada 23 de abril, fecha declarada como Día del Idioma Español en recordación al deceso del "Manco de Lepanto", llegan hasta su pétrea corporeidad los miembros de la Academia Cubana de la Lengua, en una peregrinación ya tradicional.

110 años después

Estatua recientemente inagurada de Cervantes en La Habana Vieja

Casi 110 años después de este primer tributo, La Habana se enorgullece con una nueva estatua de Cervantes. Esta fue develada el 6 de septiembre de 2017 por Eusebio Leal Spengler, Historiador de la Ciudad, a quien acompañaron diversas personalidades relacionadas con las letras y las relaciones diplomáticas entre España y Cuba.

Cervantes, pluma en mano escribe palabras de su celebre obra Don Quijote de la Mancha

La imagen fue realizada por el escultor cubano José Villa Soberón y muestra al escritor de pie, ligeramente apoyado en la pierna derecha, leyendo mientras sostiene un texto en sus manos. De la cintura cuelga una espada, en marcado guiño a su vida de soldado.

Inscripcion de la nueva estatua de Cervantes en La Habana, Cuba

Se encuentra en la Plazuela de Santo Domingo, justo a la entrada del Aula Magna del Colegio San Gerónimo, también en La Habana Vieja, en la misma edificación que sirve de sede a la Academia Cubana de la Lengua. Desde su inauguración, atrae a paseantes y curiosos que llegan al sitio para admirar la escultura y rendir merecida consideración a un gigante de las letras universales.

Cervantes por toda La Habana

Detalle de la nueva escultura a Cervantes en La Habana, al fondo el cielo azul de Cuba

Quien desande las calles de La Habana, hallará varias referencias a Cervantes y su obra. El Quijote, sobre Rocinante, parece galopar por el céntrico Vedado, en el parque que lo recuerda en la esquina que forman las calles 23 y J. "El Quijote de América" se presenta desnudo, despojado de su armamento medieval, con una espada en alto en vez de la adarga, todo de alambrón y varillas de acero. Este simbólico aventurero es fruto del talento artístico del cubano Sergio Martínez y se encuentra allí desde 1980.

En Don Quijote de America, en la Rampa del Vedado Habanero

Mientras, en el bulevar de la calle Obispo, una de las arterias más concurridas de La Habana Vieja, hallamos "El Sancho de La Habana", una escultura que desde 1989 transitó por varios entornos hasta llegar al emplazamiento actual. El escudero-gobernador que saluda a la gente sobre su asno "Rucio", es obra de Leo D'Lázaro.

Estatua de Sancho Panza en su azno Rocinante en la Calle Obispo

Estas no son las únicas obras sobre personajes cervantinos, pero figuran entre las más conocidas. Por si fuera poco y como dato curioso, el primero de los libros editados en ese país luego del triunfo guerrillero de 1959, fue precisamente Don Quijote de La Mancha; mientras, el Ballet Nacional de Cuba se enorgullece por contar en su repertorio con una afamada representación de "Don Quijote", y la industria tabacalera de los mundialmente famosos Habanos, comercializa varias líneas de puros con el nombre de "Sancho Panza".

Cervantes también vive en La Habana

Poco más de 400 años han transcurrido desde la muerte de Cervantes. En La Habana se le recuerda con dos estatuas erigidas en su honor y con loables esculturas de El Quijote y Sancho Panza, ocupando un lugar especial en el imaginario de los cubanos.

0 Comentario
Agrega un comentario
 

La Habana fue la primera ciudad de América Latina en rendir tributo público al escritor español Miguel de Cervantes y Saavedra a través de un monumento. En la actualidad, varias esculturas recuerdan al célebre autor, su obra y sus personajes.

arantxa Arantxa