Conozca inusitadas esculturas cubanas en Viñales, Guantánamo, y Bayamo

Conozca inusitadas esculturas cubanas en Viñales, Guantánamo, y Bayamo

Dentro de la creación artística, la escultura ha puesto de manifiesto su belleza a través de la actividad imaginativa e imitativa. A lo largo de la historia descuellan nombres imprescindibles en este arte. Sin embargo, en nuestros días no son pocos los escultores que, aún desde el anonimato, ofrecen obras de inestimable valor.

A lo largo y ancho de la Mayor de las Antillas, existen sitios donde las esculturas destacan por su singularidad, característica que también se extiende a dichos espacios.

En este sentido, el Taller Raíces en Viñales, el Zoológico de Piedra en Guantánamo y los Postes del Alumbrado en el Boulevard de Bayamo, atraen a cuanto visitante los descubre como muestras innegables del arte creativo.

  • Casa Taller Raíces en Viñales

    Hermosa vista del Valle de Viñales desde el Mirador del Escultor

    Viñales es un sitio que no debe perderse cuando arribe a Cuba. En él, la naturaleza muestra una diversidad de matices increíbles, con tonalidades que van desde el verde de la vegetación hasta el rojo de los suelos.

    Su ubicación no es difícil, solo tiene que proponerse llegar hasta Pinar del Río, la más occidental de las provincias de la isla caribeña, a pocas horas de la capital. Al llegar se encontrará con un valle de excepcional belleza.

    Tal es el panorama natural del Valle de Viñales que la UNESCO lo declaró, en 1999, "Paisaje Cultural de la Humanidad". Su valor patrimonial, como podrá disfrutar, se basa en un ambiente rico en variedad de ecosistemas y hermosos mogotes que se conjuga con las tradiciones perennes del campesinado que allí habita.

    En el Valle de Viñales abundan sistemas cavernarios con ríos subterráneos y un mirador fabuloso donde se aprecian espectaculares vistas. Entre otros atractivos, el cultivo y procesamiento manual del tabaco, hasta convertirse en los populares "Habanos", también distingue al valle.

    Turista se hace un selfie en la Casa Taller Raíces en Viñales

    Pero, si un sitio debe visitar, en las afueras del pueblo de Viñales, es la Casa Taller Raíces. Encontrarla es sencillo, solo tiene que tomar la carretera intramontaña del Moncada, poco después del abrazo natural de Dos Hermanas.

    Al llegar topará con un camino custodiado por troncos y árboles que conducen a una campechana casa. Los alrededores de la vivienda, se transforman, de forma mágica, en el hogar de personajes místicos.

    Diversos animales, entre ellos los desaparecidos dinosaurios, e incluso, los aborígenes cubanos, cobran vida esculpidos en los tallos de los árboles, que el campesino Noel Díaz Galart rescata de las lomas e instala en el sitio una vez moldeados con la ayuda de su padre. El ambiente es fabuloso, se respira mucha paz y aire puro, lejos del bullicio de la ciudad.

    Casa Taller Raíces en Viñales, vista de varias de las estatuas que se exhiben alli

    El acceso a ese paradisíaco escenario al aire libre es completamente gratis. Un pequeño lago es aprovechado por el campesino para curar los tallos que posteriormente darán vida a las estatuas que numerosos visitantes se aventuran en disfrutar.

    Pero, ¿qué historia encierra la génesis de dicho proyecto socioculural en tierras viñaleras? Bueno, eso es algo que descubrirá al llegar a ese sencillo pero atractivo lugar donde le esperan, no solo estas formidables obras, sino también un mirador excepcional que disfrutará mientras degusta refrescantes jugos de frutas naturales elaborados in situ. Oportunidad única.

  • Zoológico de Piedras en Guantánamo

    Esculturas de animales de piedra en el Zoológico de Piedra de Guantánamo

    En Guantánamo, la provincia más oriental de Cuba, otras fabulosas esculturas aguardan por ser visitadas. Solo que esas no son creadas en madera, sino en piedras calizas.

    Se trata del Zoológico de Piedra, único de su tipo en el mundo. Un fabuloso escenario donde habitan las más insospechadas figuras que le transportarán a las selvas, sabanas, praderas; todo gracias a la obra creativa del fallecido escultor autodidacta Ángel Iñigo Blanco y continuada por su hijo Ángel Íñigo Pérez.

    En el municipio Yateras, enclavado en la "Loma de Boquerón", cobra vida ese complejo escultórico, dueño de más de 500 figuras representativas de los más disímiles animales, en tamaño real.

    Entre las representaciones hay elefantes de unos tres metros de altura, leones devorando un búfalo, una gigantesca serpiente luchando contra un toro, un simio enorme delante de su gruta, caballos, rinocerontes, sapos, erizos terrestres, almiquíes, animales domésticos, un hombre derribando a un toro, e incluso, hasta una aldea taína.

    Turista obseva un bufalo en el Zoologico de Piedra de Guantanamo

    La finca donde está situado el zoológico resalta por su vegetación y por tener las condiciones similares a las del hábitat de los animales esculpidos. Aunque los visitantes deben ascender por una escalera con más de 300 escalones de piedras, obra del fundador del zoológico, ello no constituye una limitante para disfrutar de ese "museo de animales" bajo el sol.

    El entorno, es bello y saludable, en pleno contacto con la flora del lugar. En el concurrido paraje se accede también al restaurante Las Piedras, que en 2016, con motivo de la restauración capital de zoológico, alcanzó mayor confort.

    Gorila se defiende de ataque de lobos en el Zoologico de Piedra de Guantanamo

    Si es de los que gustan del cerdo asado en púa o vara, una sugerencia oportuna es llegarse hasta el ranchón levantado con ese objetivo. Allí probará uno de los platos tradicionales más populares de la Perla de las Antillas.

    El Zoológico de Piedras, devenido paradigma de la escultura nacional cubana, es de obligada visita para quienes viajan a Guantánamo, "la capital del son". Pero, una recomendación es válida: llevar agua, gorras, sombreros o sombrillas para protegerse del intenso sol del oriente cubano.

  • Postes del alumbrado en el Boulevard de Bayamo

    Turistas recorren el Boulevard de Bayamo

    Recorrer la ciudad de Bayamo es una experiencia que los visitantes agradecen de todo corazón. Y es que esa villa fundada en 1513 por Diego Velázquez, tiene un lugar destacado en la historia de Cuba.

    Perucho Figueredo, autor del Himno Nacional y Carlos Manuel de Céspedes, iniciador de las guerras por la independencia en Cuba, son dos de las figuras históricas nacidas en tierra bayamesa.

    Precisamente allí, un sitio muy concurrido se revitaliza cada día para acoger al público que por allí transita en su constante ir y venir.

    Se trata del Boulevard de Bayamo, uno de los lugares preferidos por los visitantes, escenario donde pueden intercambiar con los bayameses e impregnarse de la afabilidad y buen humor del cubano.

    Esculturas decoran los postes de alumbrado en el Boulevard de Bayamo

    Para muchos, despunta como uno de los boulevares más atractivos y con mejores opciones gastronómicas del país. Podrá comprobar que realmente es así; los precios son asequibles y siempre en moneda nacional (CUP).

    La oportunidad es excelente para probar el sabroso dulce de leche, que a decir de muchos, es el más sabroso y auténtico de toda Cuba. Abundan también los restaurantes, según las preferencias culinarias: productos del mar, comida criolla o vegetariana.

    Pero entre tantas y tantas bondades del Boulevard de Bayamo, una de ellas lo singulariza de tal manera, que se le considera un "escenario de arte a la intemperie".

    Cuando camine por sus aceras, no le resultará extraño ver a las personas detenerse ante cada poste de alumbrado. Y es que estos cobran las más variadas figuras, a través de esculturas que se funden en sus bases, simulando los troncos de los árboles. Sinuosos, atractivos, sensuales son estas reproducciones de la naturaleza. La selección y ubicación de los mismos responde a la necesidad de hallar ese toque natural que muchos agradecen. Esquinas, aceras y hasta edificios aledaños conviven con estas maravillas de la creación humana.

    Vista del Boulevard de Bayamo donde se pueden observar las curiosas esculturas

    Una vez más, la mano del hombre expresa el sentimiento y la imaginación en esculturas devenidas obras de arte. Esas que obsequian a un emblemático sitio bayamés, encanto y distinción.

    ¿Quiénes son los autores de las esculturas y qué materiales se emplearon en su creación? Interrogantes que descifrará al adentrarte en el espectacular Boulevard de Bayamo. Invitación que desde ya está hecha.

Solo basta proponérselo

Solo basta proponérselo y visitar esos parajes de la geografía cubana, donde las esculturas cohabitan con el hombre y la naturaleza. Regalo de manos decididas a transformar todo lo que tocan en arte.

Asombrosas esculturas ocupan lugares singulares en Cuba y cobran vida en piedra, madera y en postes de alumbrado público. Toda una gama de creaciones que constituyen objeto de atracción y constantes visitas. Conozca sus peculiaridades en este post.

arantxa Arantxa

; ;