Ocho lugares para fotografiar en La Habana

Ocho lugares para fotografiar en La Habana
Comentar

Muchas opciones para retratar en La Habana

Muchas son las rutas, los recorridos, las excusiones por conocer. El denominador común para todas es la posibilidad de tomar imágenes de esta ciudad, Patrimonio de la Humanidad. Es excelente para ser fotografiada por los colores, los estilos, la manera en que el sol incide sobre sus espacios y sus edificios.

Muchas opciones para fotografiar en La Habana

Observe con detenimiento las calles, zaguanes, pórticos, los balcones y encontrará llamativos detalles que hablan de los cubanos y sus modos de vida. Por eso le invito a recorrer La Habana, pero con ojo de fotógrafo.

Lugares para fotografiar en La Habana

  1. Plaza de la Revolución

    fotografía de la Plaza de la Revolución

    Símbolo del poder político cubano, alrededor de la Plaza de la Revolución se localizan instituciones como el Ministerio de las Fuerzas Armadas, Teatro Nacional de Cuba o la Biblioteca Nacional. Sin embargo, los más fotografiados de La Habana son la efigie de los reconocidos guerrilleros Ernesto Guevara, Camilo Cienfuegos y el Monumento – Memorial dedicado al Héroe Nacional, José Martí.

    En lo alto, el mirador coronará sus expectativas al enfrentarse a la vista más completa que pueda tener de la ciudad. Una panorámica que enriquecerá su álbum de fotos sobre La Habana para disfrutar en sus ratos libres.

  2. Cementerio de Colón

    Hacer fotos del Cementerio de Colón

    En el barrio del Vedado, hay un conglomerado de esculturas, mausoleos, mármoles, herrerías, cristales policromados y bellísimos arquetipos; perfectos motivos para una sugestiva instantánea de La Habana. Este cementerio de 1886 es un impresionante museo al aire libre. Es el más grande de Cuba, el tercero más importante del mundo y el de mayor extensión en el orbe con 560 mil metros cuadrados y 53 mil sepulturas, en 20 kilómetros.

    Muchos regresan para contemplar las numerosas obras neoclásicas, bizantinas, góticas, barrocas, mudéjares, art decó... Rituales civiles, militares, católicos, toques de violín para espiritistas, tambores para abakuás o discretas liturgias masónicas llamarán la atención de cualquier lente. Un digno emplazamiento para inmortalizar en una significativa imagen.

  3. Paseo del Prado

    Tomar fotos del Paseo del Prado

    A finales del XVIII la Alameda de Extramuros fue una vía para el solaz esparcimiento de los habaneros. Desde sus calesas y quitrines se saludaban y detenían el paso para conversar sobre temas del momento. Exactamente el mismo espíritu de los habaneros que hoy transitan por él.

    En este paseo arbolado puede fotografiar los leones de bronce que custodian sus esquinas, autos antiguos que recorren ambas sendas o las construcciones que rematan cada uno de sus lados. Desde Neptuno y hasta Malecón, en una dirección u otra, hallará imágenes donde la luz atraviesa las ramas de los árboles creando ricos efectos naturales. Le aseguro que lo disfrutará al retratarlos en más de una ocasión.

  4. Parque Central

    Hacer fotografías del Parque Central de La Habana

    Este lugar fue concebido en 1877 y es ideal para tomar fotos sobre varios temas de La Habana. El Parque Central, en la Habana Vieja, está rodeado por interesantes edificaciones como el Museo de Arte Universal, una impresionante construcción ecléctica de 1927; el flamante Hotel Kempinski, en la otrora Manzana de Gómez; el elegante Hotel Inglaterra donde se hospedaron insignes patriotas cubanos o el Gran Teatro Alicia Alonso, majestuosa obra neobarroca de 1914, digna de ser retratada de día o en las noches habaneras. Se encuentra además la primera estatua dedicada al Héroe Nacional José Martí.

    Durante el día, aficionados al béisbol debaten con pasión sobre equipos y jugadores preferidos, mientras a un costado del emplazamiento los almendrones atraen a curiosos que no pierden la oportunidad de tomarse un selfie. Pero muy cerca de allí, fotógrafos con sus antiguas y llamativas cámaras también captan inolvidables momentos que conservará como una experiencia asombrosa.

  5. Museo de la Farmacia Habanera

    Fotografías en La Habana, Museo de la Farmacia Habanera

    Le aseguro que no detendrá su obturador al descubrir los techos ricamente decorados, estantes de madera preciosa, finísima vidriería y el lucernario italiano. Obtendrá imágenes de sus vitrinas con frascos de porcelana, mezcladores, balanzas, microscopios que pertenecieron a reconocidos farmacéuticos cubanos desde el siglo XIX.

    En el Museo de la Farmacia Habanera podrá retratar a especialistas elaborando esencias y medicamentos tal como lo hacían los de entonces. Desde las 9 de la mañana, en la Calle Teniente Rey número 41, entre Habana y Compostela (Habana Vieja) hay un espacio ideal para memorables fotografías que complacerán a los amantes del mundo de la farmacia y la arquitectura.

  6. Palacio de los Capitanes Generales

    Fotografiar el Palacio de los Capitanes Generales de La Habana

    Otro de los imprescindibles por ser un claro ejemplo de la arquitectura del siglo XVIII. También conocido como Museo de la Ciudad está ubicado en la Plaza de Armas, sitio fundacional de la villa de San Cristóbal de La Habana. Posee un bello patio central rodeado de galerías y habitaciones en las que se recrean temáticas, ambientes y objetos relacionados con la vida de los habaneros en diversas épocas.

    Muy concurrido, su exterior atrae por la diversidad de personas que lo visitan, los numerosos estantes de libros antiguos dispuestos para ser vendidos, las construcciones similares que le acompañan, entre otras atracciones. Un entorno donde seguro hará muchas fotografías de La Habana.

  7. Plaza de la Catedral

    Plaza de la Catedral

    Tres casonas señoriales de la etapa colonial rodean un sencillo cuadrilátero presidido por la edificación religiosa más emblemática de la ciudad: La Catedral de La Habana. La reconocida iglesia, joya del barroco cubano del XVIII, es uno de los conjuntos más fotografiados por los juegos de luces y sombras resultado de la incidencia directa del sol.

    Completan la instantánea pintorescos personajes que recuerdan a quienes transitaban por sus antiguos callejones, agradable música ejecutada por grupos de pequeño formatos, entre otros motivos. Una agradable propuesta que recordará más allá de la fotografía.

  8. Fortaleza La Cabaña

    Fortaleza La Cabaña

    San Carlos de la Cabaña (1774) fue la última y la mayor de las fortalezas militares destinadas a proteger la ciudad. Diseñada para controlar un ataque terrestre nunca intervino en un combate pero en su estructura están presentes los detalles que caracterizan estas fortificaciones: rampas para desplazar cañones, fosos y polvorines.

    Allí encontrará la comandancia que tuvo Ernesto Guevara luego del triunfo revolucionario, entre otras salas de interés histórico. Los muros abaluartados son utilizados como mirador para captar las mejores panorámicas de la ciudad. En las noches podrá disfrutar de una de las ceremonias más atractivas de La Habana: el cañonazo de las nueve, aviso de que la vida nocturna comienza.

La Habana ofrece fotos de todo tipo

Sobre su gente, sus casas, transportes, sus bailes, comidas... Muchos otros momentos, temas, espacios surgirán para atrapar su atención y la de su lente. Y es que La Habana constantemente genera situaciones, imágenes que incitan a ser recogidas y no solo en la memoria porque al ser tantas pecaría de perderlas con el tiempo.

No se preocupe si es un buen fotógrafo o no; o si tiene una buena cámara o no. Basta con echar andar y saber mirar esas interioridades de una ciudad fascinante, enigmática, que con su embrujo le hará un guiño invitándole a tomar la foto que nunca olvidará.

0 Comentario
Agrega un comentario
 

Los años han convertido a La Habana en motivo más que suficiente para ser retratada una y otra vez. Sus vetustos edificios, las calles repletas a cualquier hora, la amalgama de autos de marcas y carrocerías insospechadas, una sonrisa, un símbolo, el mar… Cualquier elemento puede aportarle una buena imagen y esa cualidad la convierte en una de las ciudades más ricas e inquietantes que pueda ser vista tras un lente.

milagros Milagros