Patrimonio sumergido en las aguas de Cuba

Patrimonio sumergido en las aguas de Cuba

En la Mayor de las Antillas hallamos un patrimonio cultural subacuático de características excepcionales, resultado del tráfico de las flotas españolas entre las colonias y Europa, bajo asedio de piratas desde el siglo XVI.

Además, hay un ecosistema marino que se distingue por la diversidad de especies. Con incidencias de corrientes del golfo o el mar Caribe, en cálidas temperaturas, es posible sumergirse en disímiles zonas de buceo a lo largo de todo el archipiélago. Conozca las maravillas de estos fondos submarinos a través de este bosquejo del occidente al oriente cubano.

En Guanahacabibes, la mayor reserva de coral negro del Caribe

La llana y alargada península de Guanahacabibes, ubicada en el extremo más occidental de Cuba (Pinar del Río), es un auténtico paraíso para los submarinistas. El paisaje es de bosques y playas vírgenes, con excepcionales fondos marinos, matizados con las corrientes del Golfo de México por la zona norte y el Mar Caribe al sur.

Lancha con buzos a bordo se dirige a uno de los puntos de inmersion del occidente cubano

Entre los arenales más hermosos sobresalen Las Tumbas, Playa Francés, Punta Colorada y María la Gorda, donde se localiza un Centro Internacional de Buceo, que incluye alrededor de 50 puntos de inmersión. Esta área posee algunos de los mejores paisajes submarinos del Caribe, con arrecifes coralinos, disimiles cavernas (algunas peligrosas) y casi un centenar de pecios.

Hermoso gasteropodo marino abundante en la plataforma marina cubana

Estos fondos marinos acogen también un relevante patrimonio acuático natural: la mayor reserva de coral negro de todo el Caribe. Es posible observar detalladamente esta riqueza a partir de los 15 metros de profundidad. En Guanahacabibes se celebra anualmente el Encuentro Internacional de Fotografía Subacuática (IMASUB).

Oasis marino en la Isla de la Juventud

La Isla de la Juventud tiene una de las plataformas marinas más impresionantes y vírgenes de todo el país. Este es uno de los destinos más conocidos de Cuba por los buzos profesionales, debido a los grandes eventos de esta modalidad que se celebran allí, entre ellos el de fotografía submarina Fotosub.

Fotografo profesional toma fotos submarinas

El Centro Internacional de Buceo del cayo, se encuentra en el Parque Nacional Marítimo de Punta Francés y los trámites para realizar las inmersiones se hacen en el Hotel Colony. Los puntos para sumergirse se encuentran a una hora de distancia en barco y todos son famosos por sus profundos túneles, valles submarinos y canales, donde habita una gran variedad de corales como el asta de ciervo, coral negro, cuerno de arce, lechuga, fuego...

Chica disfrutando la biodiversidad del fondos marinos

También abundan las tortugas, los peces de arrecifes, barracudas, chernas, roncos, sábalos y morenas, entre otros muchos. ¡Esté atento y evite cortes innecesarios con los corales!

En tanto, quienes prefieran observar los pecios durante el buceo, pueden encontrar un edén en la zona “Bajo de Zambo”, donde existe un verdadero cementerio de embarcaciones.

La Ciénaga de Zapata y sus cuevas de buceo

Al sur de la provincia de Matanzas se halla la Ciénaga de Zapata. Es reconocida como el mayor humedal del Caribe, sede del criadero de cocodrilos más grande de Cuba. También es un importante reservorio de aves migratorias y excepcional destino para los amantes del buceo.

El paisaje costero de la Ciénaga es distintivo por la cantidad de cuevas inundadas, lagunas y cenotes que se comunican a través de galerías subterráneas con el mar, y la gran diversidad de arrecifes coralinos. Los mejores balnearios de la costa sur de Cuba se hallan aquí y en la mayoría se localiza un Centro Internacional de Buceo: El Octopudos (Playa Larga), Buceo Azul (Playa Girón) y El Pirata (Caleta Buena), donde es posible seleccionar entre cerca de veinte puntos de inmersión.

Buzos interactuan bajo el agua en uno de los puntos de inmersion del sur de Matanzas

En los fondos de la Bahía de Cochinos también es posible encontrar una gran diversidad de formaciones coralinas, buques naufragados y piscinas naturales con diferentes profundidades, algunas perfectas para los niños.

El mayor coral de América está en Cienfuegos

El paisaje marino de la costa sur de Cienfuegos incluye el jardín sumergido más maravilloso de Cuba con una de las formaciones coralinas más pobladas del Mar Caribe, llena de crustáceos, moluscos, esponjas, peces multicolores y tiburones.

Langosta en su medio natural

En la franja costera de la bahía cienfueguera se pueden realizar exploraciones seguras durante todo el año, debido a las favorables condiciones oceanográficas. Sobresale en estos fondo el mayor coral de América, conocido por Notre Dame o Dama del Caribe. Por la deslumbrante belleza y formas de su estructura caliza de cinco metros y veinte centímetros, se compara con la reconocida catedral de París.

Buzos intercambiando ideas en la superficie de uno de los puntos de inmersion

Hacia el famoso coral pueden nadar desde los más experimentados hasta los más noveles buzos. Alrededor de su entorno hay otras deslumbrantes formaciones coralinas. En esta área también se encuentran más de diez barcos hundidos, con excelentes condiciones de conservación, grutas y valles submarinos. Allí también es posible observar los restos del Cable Inglés, antiguo dispositivo telegráfico, ahora recubierto de corales orejas de elefantes y de otras variedades muy atractivas como las gorgonias y pequeños peces de coral. Alrededor de este litoral se encuentran los centros internacionales de buceo Faro Luna, Guajimico, y Whale Shark, en el Hotel Rancho Luna.

El fondo marino que preserva huellas de la historia de Cuba

En las aguas de la rada santiaguera existe un patrimonio sumergido que devela parte de la historia nacional. Casi intactos, es posible observar en él diversos buques españoles que zozobraron en 1898, durante un enfrentamiento naval con Estados Unidos, por la conquista de la oriental urbe Santiago de Cuba.

Buzo recorre restos de una embarcacion hundida

El parque arqueológico, donde yacen los restos de la batalla entre la flota del almirante español Pascual Cervera y la armada de Estados Unidos, se localiza en la Playa La Mula, casi en la desembocadura del río Turquino y en la bahía.

En toda esa zona se pueden encontrar los acorazados Vizcaya, Oquendo, Almirante y Cristóbal Colón (la joya de la flota hundida), los destructores de la Armada española Furor y Plutón; así como, el buque norteamericano Merrimac. En ninguno de estos pecios es recomendable adentrarse sin la compañía de guías profesionales, las olas suelen ser muy fuertes y pueden atrapar hasta las personas más entrenadas, también hay zonas muy oscuras y fondos arenosos.

El tesoro del patrimonio subacuático cubano

Grupo de turistas desembarcan en la costa luego de una jornada de buceo

Para la promoción turística y cultural del patrimonio subacuático cubano labora intensamente el Gabinete de Arqueología de la Oficina del Historiador de La Habana. Entre la gestión de esta sede está limitar el impacto de los buscadores de tesoros y evitar la explotación comercial de todo lo sumergido en los fondos de la Mayor de las Antillas. Gracias a ellos la aventura de bucear en esa isla es única y revela no pocas sorpresas.

0 Comentario
Agrega un comentario
 

Cuba es reconocida en el mundo por la riqueza de su patrimonio subacuático. En sus fondos marinos es posible disfrutar deslumbrantes barreras coralinas, barcos hundidos, el mayor coral de América y una gran variedad de peces...

Milagros

; ;