Finca Vigía, un viaje al pasado, cuando La Habana también era una fiesta

Finca Vigía, un viaje al pasado, cuando La Habana también era una fiesta
milagros Milagros

En San Francisco de Paula hay una casa con ángel. Visitarla, recorrerla y sumergirse en el silencio de sus jardines y habitaciones puede resultar una experiencia única debido a su historia, ubicación y entorno. Leer más

Al alcance del viajero, esculturas a la mano en La Habana Vieja

arantxa Arantxa

En La Habana Vieja es posible encontrar hoy esculturas que, en lugar de hallarse sobre pedestales, se encuentran al alcance de la mano del transeúnte y exhiben a personajes célebres, para Cuba, o el mundo. Leer más

Cocteles cubanos famosos: Daiquirí

arantxa Arantxa

Quien pise tierras cubanas tiene varias formas de combatir el calor. Unos prefieren un baño en playas y ríos, mientras muchos deciden hacer un alto para probar el Daiquirí, coctel famoso y muy nacional, que sin dudas ayuda a refrescar la mente y el día. Leer más

La ruta de Hemingway: de Finca Vigía a la Terraza de Cojímar

arantxa Arantxa

El mar siempre. Estaba ahí, en cada paso por la ciudad. A veces bastaba con oler o sentir el ruido de las olas; no hacía falta verlo. Pero estaba. Su omnipresencia hizo que comprara el yate El Pilar para salir a pescar y disfrutarlo en toda su magnitud. Largos ratos contemplándolo hacían brotar las ideas tan necesarias para escribir. Pero un nuevo espacio aparecía para seducirlo. En un pueblo costero una modesta fonda ofrecía a los comensales platos hechos con productos marinos y en su terraza, la vista inconmensurable del mar. El mar siempre. Leer más

Por la ruta de Hemingway en La Habana

milagros Milagros

En un ambiente de imborrables aventuras, el Premio Nobel de Literatura Ernest Hemingway halló en Cuba la musa para crear sus mejores obras. Sus huellas persisten en varios sitios, testigos de la íntima relación del escritor con su querida Habana. Leer más

La Habana Vieja de Hemingway: del Sloppy Joe's al Ambos Mundos

arantxa Arantxa

La Habana, 1958. En el bar Sloppy Joe's el vendedor inglés Jim Wormold se apresura a entrar al baño, mientras los músicos que amenizan el lugar lo persiguen en su afán por complacerlo. Esta escena en la famosa cantina habanera se convirtió en un fetiche para muchos de los que disfrutaron de la película Nuestro hombre en La Habana; adaptación de la novela homónima de Graham Greene. Este escritor había reproducido uno de los tantos momentos vividos en ese sitio donde solía regresar una y otra vez. Gustaba de la ciudad, del aire de su bahía y de los numerosos tragos que se preparaban en el Sloppy Joe's. Leer más

BLOGUEROS VIAJEROS

Si tu pasión es viajar, comparte las experiencias y conocimiento de nuestros blogueros viajeros.

; ;